La violación como arma de guerra

amecopress

En tiempos de guerra las mujeres se convierten en objetivo para castigar a los enemigos. Es muy difícil contabilizar los casos de ágresión sexual debido al sentimiento de vergüenza de las víctimas y también a que a la violación suele seguir el asesinato.   Se estima que por cada denuncia se han producido cien casos no denunciados. Las guerras en Bosnia y Ruanda pusieron de manifiesto la realidad de las violaciones sistemáticas en tiempos de guerra, en el presente y en la historia. 

En la antigua Yugoslavia, la comisión Warburton calculó el número de victimas en 20.000, mientras algunas ONGs elevaban esta cifra a 50.000. 

En el cuerpo de la mujer se escenifica el odio hacia el enemigo y las ansias de su destrucción. Mujeres, niñas y niños serían las victimas escogidas y el crimen se perpetra en un ámbito público o privado. Todo en un intento de perpetuar la victoria sobre la comunidad sojuzgada cargando a sus mujeres con los hijos de sus enemigos. 

La violación es el crimen de profanación por excelenca contra el cuerpo femenino, y, consecuentemente, contra toda promesa de vida del conjunto de la comunidad. De ahí que pueda definirse antropológicamente como una tentativa de invadir el espacio histórico del otro insertando en su árbol genealógico al hijo del enemigo «étnico».
(Véronique Nahoum-Grappe).

 

BORTZAKETA GERRAKO ARMA

Gerra denboretan emakumeak objektu bilakatu ziren beraien  etsaiei zigortzeko. Eraso hauek zenbatzea zaila baita; alde batetik biktimek jasan duten lotsa sentimenduagaitik, bestetik, bortxaketak erailketara eramaten dutelako. Datuen arabera, salaketa bakoitzeko ehun ez dira salatuak. Bosnia eta Ruandako gerrek bortxaketa sistematikoen errealitatea ezagutarazi zuten.

Antzinako Yugoslabian, Warbutoneko komisioak 20.000 biktima zeudela kalkulatu zituen, hala ere, aipatzekoa da ONG batzuen arabera 50.000 raino igotzen dela kopurua.

Emakumearen gorputzean etsaienganako gorrotoa argi isladatzen da, beraiek suntsitzeko gogoa ere. Emakumeak, nerabeak.. aukeratutako biktimak ziren eta gaiztakeria hauek eremu publiko zein pribatuetan gauzatzen baitira. Hau guztia, komunitate oinperatua garaipenean betierekotzeko, beraien emakumeak eta seme alabak etsaien ardurapean utziz,

  • Add to favorites
  • del.icio.us
  • email
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • PDF
  • Print
  • RSS
  • Twitter
Esta entrada fue publicada en Ezetz, Mujeres y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *